PÍLDORA Nº 47 ¿Comentamos un segundo ejemplo de Grupos de Rotary para el Fomento de la Comunidad?

Comité Distrital de Servicios a la Comunidad

En las píldoras nº 10 y 32 hablamos del programa Rotary Community Corps (RCC), puesto en marcha por Rotary en 1986 y denominado en castellano Grupos de Rotary para el Fomento de la Comunidad (GRFC), explicando su propósito de forjar alianzas entre rotarios y no rotarios, en el marco de la labor conjunta para mejorar su comunidad, apoyar a los residentes de la comunidad para abordar sus problemas y participar en iniciativas de servicio sostenible; explicamos el caso del primer RCC constituido en España en julio de 2019, en nuestro Distrito: el Grupo Rotario para Fomento de la Comunidad Amistad Tarraco-August, patrocinado por el R.C. de Tarragona Tarraco-August.

Hoy vamos a hablar del segundo Grupo de este programa creado en España, también en nuestro Distrito: el Rotary Community Corps Barcelona Sarrià, patrocinado por el Rotary Club de Barcelona Sarrià.

Prácticamente desde la fundación del Club de Barcelona Sarrià, en mayo de 2017, una serie de personas que no se integraron en él han estado colaborando con su trabajo como voluntarios, en los diversos proyectos de servicio que el Club ha desarrollado en su zona de influencia. Estas personas, que han participado en diversos actos organizados por el club, así como en reuniones ordinarias de trabajo, han constituido el germen de lo que hoy es el nuevo Rotary Community Corps Barcelona Sarrià. Se trata de personas muy vinculadas al distrito de Sarrià y con una fuerte componente de servicio entre sus valores personales.

Una vez reunidas las 10 personas que como mínimo han de constituir un Grupo de Rotary para el Fomento de la Comunidad y tras algunas reuniones informales, el Club tomó la decisión formal de patrocinar tal Grupo en su reunión virtual ordinaria del día 4 de mayo, al tiempo que los miembros del RCC mantenían sus reuniones también virtuales junto con los componentes del Comité Asesor integrado por 3 miembros del Club, cuya misión es acompañar al Grupo en todas sus reuniones de trabajo. El RCC escogió a su Representante y a su Equipo de Dirección, comenzando (pese a las dificultades del confinamiento) a preparar sus primeros proyectos.

Una vez recibido de Rotary International el Certificado de Constitución del nuevo Grupo, con la firma del Presidente Mark Maloney en fecha 12 de mayo, sólo queda pendiente un tema: la fiesta para celebrar la creación del nuevo RCC, con la imposición del pin específico del Rotary Community Corps a los miembros del Grupo; pero esta situación de confinamiento nos ha enseñado que se puede trabajar sin necesidad de ciertas formalidades. Mientras llega la oportunidad de poderlo celebrar como tenemos por costumbre, en la reunión de esta semana está prevista la visita del Gobernador Guillem Sáez.

Como es sabido, los miembros de un RCC no son miembros de Rotary, aunque siendo como es un programa de Rotary, contribuyen a fortalecer la acción de la Organización. El proceso de creación de un Grupo de Rotary para el Fomento de la Comunidad (o Rotary Community Corps) es sumamente sencillo y, además, estamos hablando de integrar formalmente a ese “grupo de amigos y colaboradores del club” del que muchos clubs ya disponen. En definitiva, se trata de una fórmula muy utilizada en otros países, para ampliar la base de la Gran Familia Rotaria alrededor del Servicio Comunitario y que ya comenzamos a utilizar en nuestro país.

Si tienes cualquier duda o sugerencia, contacta con el Comité Distrital de Servicios a la Comunidad; Enric López Milà (presidente) 📬 e.lopezmila@rotary2202.org 📞639023275 y te ayudaremos.

Compártelo en las redes sociales:

Comments are closed.

NEWSLETTER