PÍLDORA Nº 18 ¿Cómo podemos planificar un proyecto de servicio?

Comité Distrital de Servicios a la Comunidad

En nuestra vida profesional, todos planificamos nuestras actividades ¿hay alguna razón para no hacerlo en nuestra vida rotaria? Cuando pensamos en llevar a cabo un proyecto de servicio, es conveniente tener en cuenta algunos aspectos de carácter general antes de comenzar:

 

  • Llevar a cabo una evaluación de las necesidades de la comunidad
  • Alinear el proyecto con una de las áreas de interés de Rotary
  • Asegurar la sostenibilidad del proyecto
  • Prever los medios de financiación
  • Establecer puntos de referencia para medir y evaluar los resultados del proyecto

 

Cuando ya comenzamos a trabajar en la elaboración de un proyecto, es importante documentar todo el proceso (desde el Comité de Servicios a la Comunidad os podemos facilitar modelos) de modo que quede claramente definido, así como establecer un modelo sencillo que recoja la fase de planificación, ejecución y evaluación.

 

Así, en la fase de planificación podrías contemplar:

  • Nombre del proyecto
  • Objeto del proyecto
  • Descripción detallada del proyecto
  • Justificación de la necesidad
  • Director del proyecto
  • Nombres de los socios y voluntarios externos implicados
  • Identifica las posibles entidades colaboradoras
  • Repercusión del proyecto en su ámbito de actuación
  • Acciones para realizar, con el cronograma y responsables de dichas acciones
  • Establece un presupuesto en el que se detallen:
    • los ingresos según su procedencia (del propio Club, privados, de otros Clubs Rotarios, de LFR, de otras instituciones)
    • los gastos detallados
    • no te olvides de la valoración de las horas de trabajo voluntario
    • recuerda las aportaciones en especie
  • Plan de comunicación, definiendo claramente:
    • Objetivos de comunicación
    • Destinatarios de la comunicación
    • Canales de comunicación a emplear

 

En la fase de ejecución del proyecto, deberías de recoger:

  • Fecha de inicio del proyecto
  • Acciones que se vayan realizando, con su correspondiente:
    • fecha de inicio
    • fecha de finalización
    • quien lo ha ejecutado
  • Fecha de finalización del proyecto

 

Por último, es conveniente llevar a cabo una evaluación del proyecto, lo que nos permitirá aprender con nuestras propias acciones. En esta fase podrías contemplar:

  • Liquidación del presupuesto, incluyendo las aportaciones en especie y la valoración de las horas de trabajo voluntario
  • Evaluación de los puntos fuertes y puntos de mejora en la ejecución del proyecto

Puede ser interesante llevar a cabo esta evaluación incluso en aquellos proyectos que no hayan llegado a buen fin, pues ello también nos ayudará a aprender.

 

Con esta información documentada, más las fotografías de las acciones que has ido realizando y que consideres oportunas del proyecto, podrás informar del mismo en Rotary Showcase, tal como se comentaba en nuestra píldora anterior (nº 17), de un modo fácil, ya que toda la información que se te requerirá en la herramienta, la tendrás en tu dossier de proyecto.

 

Si tienes cualquier duda o sugerencia, contacta con el Comité Distrital de Servicios a la Comunidad; Enric López Milà (presidente) 📬 e.lopezmila@rotary2202.org 📞639023275 y te ayudaremos.

 

 

 

Compártelo en las redes sociales:
NEWSLETTER